Uno de los desafíos más importantes que tendrá la oposición en las próximas elecciones está en Vicente López. Un distrito que carga con apellido presidencial desde hace casi cuatro años, cuando asumió Jorge (Macri) como le gusta presentarse al intendente cuando irrumpe en las casas a través del marketing telefónico. Destronarlo no será tarea fácil. Uno de sus oponentes en la contienda, que representa a la segunda fuerza política más importante en ese distrito cabecera de la región norte, será Néstor Bachés.

De familia con larga historia en el peronismo, se entusiasma con el desafío y se siente muy confiado. “Comprendimos que con decir o criticar no basta, es necesario hacer y comprometernos con nuestra comunidad, especialmente recreando la cultura del respeto en la diversidad; demasiada división produjo el actual gobierno”, apunta con tono pausado. Bachés es un pequeño empresario ligado al rubro farmacéutico, vive en Carapachay y ha ganado el respeto de sus vecinos y compañeros de militancia política, que lo ungieron con la responsabilidad de llevar adelante la titánica tarea de desplazar a Macri del palacio municipal. Primero deberá sortear las PASO compitiendo con el concejal Lorenzo Beccaria. Ambos impulsan a Axel Kicilloff y Verónica Magario, en la Provincia; y Alberto Fernández y Cristina Fernández en la Nación. Bachés no oculta su peronismo, y no solo por su impronta relacionada con la justicia social, la independencia económica y soberanía política. “Aquí estudió Perón, aquí vivió. Lo tuvimos entre nuestros vecinos. ¿Cómo no reivindicar esa historia de pago chico con el hombre más grande de la historia moderna de nuestro país?”, descarga Bachés con pasión militante y una dosis de melancolía. «El destino de Vicente López debe ser conducido por alguien que cargue la historia del lugar, alguien que comprenda y sienta como vecino de nuestros barrios. Macri destrata al distrito porque no ha vivido nunca aquí». En esa dirección Bachés plantea, “nos sentimos orgullosos de representar a muchos vecinos y vecinas que habiendo votado a Cambiemos hoy están desencantados. La gente está molesta con el intendente, y es comprensible les mintió. Hizo todo lo contrario de aquello que había prometido”. A la hora de reseñar sus críticas a Jorge Macri hace hincapié en los constantes tarifazos del ABL y Seguridad e Higiene, la doble imposición al cobrar Tasas especiales por seguridad, las más de 400 excepciones municipales para levantar grandes torres, y la puesta de estacionamiento medido en todo el partido. “Solo le importa recaudar, hasta nos hace pagar la nafta más cara en las estaciones de servicio de Vicente López”, señala haciendo referencia a la dudosa carga extra que impusieron varios intendentes bonaerenses en los surtidores de combustible. “No se puede gobernar desoyendo al vecino”, sentencia.