El acto por el 75° aniversario del Día de la Lealtad tuvo su escenario en la sede de la CGT. Se pudo seguir en vivo a través de las redes sociales ya que la plataforma 75octubres.ar que se había pergeñado para la ocasión sufrió ciberataques desde unos 40 sitios de todo el mundo, según señalaron los organizadores. Una denuncia está en curso para detectar y accionar contra quienes ocasionaron ese daño.

En forma paralela al acto en la sede de la calle Azopardo, miles de manifestantes se volcaron a las calles en varias ciudades del país realizando caravanas de autos en apoyo al gobierno nacional. Fue una jornada festiva, donde los peronistas movilizados mostraron la alegría de poder ganar la calle, aunque sea arriba de autos. No faltaron los disfraces. Se vio un hombre imitando al Papa Francisco en cercanías de Plaza de Mayo y otro, en una joven mujer, vestida de blanco simulando a Evita. No se vieron alusiones agresivas hacia los líderes de la oposición, tampoco expresiones de subido tono cuando los manifestantes eran entrevistados en distintos canales que cubrieron la movilización.

“Vengo porque es 17 de octubre y soy peronista”, respondió un hombre montado en su auto acompañado de su esposa. “Claro que también vengo a darle mi apoyo a Fernández”, aclaró de inmediato para que no queden dudas que hay un solo peronismo y es el que está acompañando la gestión presidencial. La reflexión podría sintetizar el espíritu que reinó en la convocatoria. La fiesta continuó hasta después de la caída del sol.