La disputa entre Mario Negri y Ramón Mestre, que rompió la alianza Cambiemos en Córdoba al tener a los dos como candidatos a la gobernación local, se profundizó este jueves con un pedido de impugnación presentado por la UCR local contra Negri.

Córdoba, que fue la llave para consolidar el triunfo electoral de Macri en 2015, fue escenario de acaloradas reuniones en los últimos días buscando unificar criterios y candidaturas. Pese a la orden que bajó desde la Casa Rosada, Mestre no quiso aceptar quedar afuera de la contienda y ratificó su determinación. Negri y Mestre competirán cada uno por su lado en las próximas elecciones, en tanto que el candidato a intendente de la ciudad capital, Luis Juez, se bajó de la postulación al ver el fracaso que se avecina a la hora de contabilizar votos. Para ahondar más en la grieta de Cambiemos, este jueves la UCR cordobesa impugnó el logo, los colores y el nombre del nuevo frente electoral «Córdoba Cambia», que lleva la fórmula Mario Negri-Héctor Baldassi. Según detalla el argumento de que son semejantes a las de Cambiemos.