Entidades ruralistas salieron a poner el grito en el cielo rechazando la posibilidad de un aumento en las retenciones que podría aplicar el gobierno como una forma de intentar controlar el aumento en el precio de los alimentos. El titular de la Sociedad Rural de General Pico, Joaquín Moeno, se manifestó contrario a utilizar un aumento en las retenciones para controlar los precios en las góndolas de los supermercados. En la misma dirección opinó el titular de Confederaciones Rurales de Buenos Aires-La Pampa, Horacio Salaverri quien adelantó en declaraciones radiales que una medida así generaría medidas de fuerza del sector.

Desde el gobierno nacional la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca Bocco, fue quien aseguró que “no se descarta una suba de retenciones” a las exportaciones de materias primas para frenar la suba en los precios de los alimentos. En diálogo con El Destape la funcionaria planteó, “no tenemos tantas herramientas y tenemos que usar todo lo que tengamos. Nosotros apostamos al diálogo”