Fue revocado este martes el procesamiento de la vicepresidenta Cristina Kirchner en el tramo referido a Techint de la causa de los cuadernos por un supuesto entramado de coimas ligado al Ministerio de Planificación durante su gobierno. La causa formó parte de una persecución política que tuvo como centro a la ex presidenta y a varios de sus funcionarios más cercanos. El fallecido juez federal Claudio Bonadio la imputó con esos cargos en septiembre de 2018.

El juez Federal Marcelo Martínez De Giorgi, que reemplaza a Bonadío, dictó ahora la falta de mérito no solo para la ex presidenta, también alcanzó al ex ministro de Planificación Federal Julio De Vido y a los ex funcionarios Roberto Baratta, José María Olazagasti y Claudio Uberti, y al directivo de la empresa Luis María Betnaza.

El magistrado consideró que «corresponde disponer la realización de diversas medidas de prueba que clarifiquen» la situación referida a Techint, con el objetivo de «determinar si los pagos efectuados pudieron estar vinculados con razones de emergencia en el contexto de la nacionalización de la empresa SIDOR en la República Bolivariana de Venezuela».