El ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, señaló este miércoles que hubo un arrastre estadístico en las últimas cifras dadas sobre contagios con coronavirus (más de 1400 casos en un día dentro de la ciudad), ya que hubo problemas con la carga de datos en el sistema. Sin embargo, mostró una gran preocupación por el notable crecimiento de casos, “es el momento para evitar los encuentros familiares y con amigos. Nos quedan unas semanas muy intensas, las más duras en la Ciudad”, agregando que “se vienen semanas muy intensas, las más duras”

A contramano de estas declaraciones el jefe de Gabinete del Gobierno porteño, Felipe Miguel, afirmó que por ahora en la ciudad se atraviesa una “situación de estabilidad” en relación a la pandemia de Covid_19 y “no hay ninguna razón para dar marcha atrás con las aperturas”.