Pese al anuncio de aumento salarial para personal de la Policía Bonaerense, y el reconocimiento por parte de las autoridades provinciales que es legítimo el reclamo, continuaron este martes distintas manifestaciones de efectivos policiales que en distintos lugares de la geografía bonaerense hicieron sonar sus sirenas y, en algunos sitios se concentraron en gran número sin prestar servicio.

Una lectura política de esta protesta, anudada con otras maniobras de perfil destituyente que aparecieron en los últimos días, despertaron una rápida adhesión a la gestión de Kicillof desde diferentes sectores partidarios y sociales. Un respaldo que se hizo sentir en las redes sociales resaltando que el gobernador enfrenta las medidas de fuerza que efectivos de la bonaerense realizan desde ayer en reclamo de una mejora salarial. #TodosConAxel es el hashtag utilizado para sostener el apoyo a Axel Kicillof.

La ministra de Seguridad, Sabina Frederic, descartó que existan vinculaciones políticas en el reclamo de efectivos de la policía bonaerense, que protestaron ayer en algunos puntos de la provincia de Buenos Aires en reclamo de mejores condiciones de trabajo, aunque lamentó las declaraciones «de tono catastrófico» de «algunos personajes de la oposición» vertidas en ese contexto a través de las redes sociales.

La legisladora Victoria Montenegro señaló en un tuit: “Quiero acercarle toda mi solidaridad a Axel frente a las escenas lamentables que vimos anoche por parte de un grupo que deshonra a la policía. Fuerza Gobernador!” En la misma dirección fueron varios representantes del oficialismo.

Desde la oposición se comenzó una campaña para concretar una sexta marcha en los 9 meses que lleva la gestión de Alberto Fernández para el domingo próximo. La excusa para desplegarse contra el gobierno esta vez es la liberación de Baez ordenada por una justicia cuya modificación Juntos por el Cambio no quiere acompañar en el Congreso Nacional.