Desde el próximo martes 3 de abril se pondrá en marcha en el centro de la Ciudad de Buenos Aires las restricciones para el acceso de automóviles, según lo sancionado por la Legislatura Porteña a través de la ley 5.786 aprobada en diciembre de 2016.

En la nueva norma se establece que los autos particulares deberán tener el «permiso de ingreso a centro peatonal» para circular por el macrocentro, durante los días hábiles de 11 a 16. La zona abarca Retiro y el Casco Histórico, un rectángulo delimitado por las avenidas Santa Fe y Belgrano y desde Carlos Pellegrini a Paseo Colón. En esta zona se podrá ingresar libremente en transporte público, bicicleta o a pie, y en automóviles que cuenten con la autorización correspondiente. Una segunda etapa se aplicará en octubre próximo sumando a las zonas con restricción vehicular Tribunales (avenida Córdoba, Montevideo, Avenida de Mayo y Cerrito).