El ministro de Trabajo, Claudio Moroni, descartó este jueves que el gobierno vuelva a implantar el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE). “Fue una necesidad extraordinaria para una situación extraordinaria”, sentenció el ministro señalando que en estos momentos no hace falta una ayuda extraordinaria de este tipo, salvo para una asistencia focal. De la misma manera se refirió al ATP haciendo hincapié que la ayuda del Estado a los sectores sociales más afectados por la paralización o merma de sus actividades económicas por la pandemia, se sigue dando a través de distintos mecanismos como el Programa de Recuperación Productiva (Repro).

Moroni realizó estas declaraciones en una conferencia de prensa en la Casa Rosada, explicando detalles sobre el decreto publicado hoy en el Boletín Oficial mediante el cual el Gobierno dispuso un aumento del mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias. Los trabajadores que, a partir de septiembre, perciban una remuneración bruta mensual de hasta $175 mil no pagarán el impuesto.