Para no estar estadísticamente dentro de la franja podre del país una familia tipo debe tener ingresos por $19.601,79. Es el nuevo dato que aporte el INDEC detallando que el mismo grupo familiar debe acumular $7.840,72 para no caer un escalón más bajo, es decir la indigencia.

Este nuevo aumento está ligado al espiral inflacionario que registra el país, con especial particularidad en el rubro alimentos. La canasta básica alimentaria subió el 4,9% en junio frente a mayo.