El hombre que arrojó un maletín con un revolver Magnun 44 por encima de la reja de la Casa Rosada, Francisco Ariel Muñiz, declarará en los tribunales federales de Comodoro Py 2002. Será interrogado por el juez federal Ariel Lijo que está a cargo de la causa.

Un allanamiento en su domicilio ubicado en la localidad de General Pinto dio como resultado el hallazgo de dos escopetas y municiones de distintos calibres. En esta localidad Muñiz tuvo vínculos con el PRO y en la actualidad trabaja como artesano en los alrededores de la Casa de Gobierno. La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, dijo que el sospechoso es «una persona que puede tener algún tipo de problema» y que «hay que hacerle análisis psiquiátricos». También señaló que hace tiempo este mismo hombre le envió «un hacha» como obsequio al presidente Macri.