La intervención instalada en Bolivia hostiga a los medios de comunicación que están cubriendo los agitados días que transcurren en el altiplano tras el derrocamiento de Evo Morales. Este jueves la ministra de Comunicación designada por la autoproclamada presidenta Jeanine Áñez aseguró, «para aquellos periodistas que están haciendo sedición vamos a actuar según la ley» y agregó, «lo que hacen algunos periodistas bolivianos o extranjeros que están causando sedición en nuestro país, tienen que responder a la ley boliviana».

Las declaraciones fueron realizadas por la funcionaria en ronda de prensa ante cronistas locales y de todo el mundo. Ante la pregunta si ya se tenía identificados a periodistas o medios que según ella estaban causando sedición, la ministra aseguró «ya se tiene, el ministro de Gobierno va a tomar las acciones pertinentes en todo esto».

La embajada argentina en La Paz terminó alojando, en una suerte de rescate, a periodistas y camarógrafos de Crónica TV, Canal 9, América 24,  TN y Telefé que tuvieron que ser resguardados por los ataques que reciben en la calle por parte de partidarios de quienes asaltaron el poder y las amenazas de funcionarios de la dictadura. Estos representantes de la prensa argentina salieron en caravana esta madrugada de viernes rumbo al aeropuerto de La Paz para regresar al país.