La tenista en silla de ruedas Florencia Moreno intensifica su preparación para clasificarse a los Juegos Paralímpicos. Tiene que estar entre las 24 mejores del mundo para lograrlo y entiende que lo fundamental es la paciencia y el entrenamiento.

“Tengo tres grandes objetivos. El primero es estar en Tokio el año próximo, actualmente estoy en el puesto 13, pero en este contexto es complicado porque el ranking está congelado y al no saber cuándo retoman las competencias sólo queda entrenarse fuerte. Después quisiera ser Top Ten y luego meterme entre las ocho mejores del mundo poder jugar los Grand Slams del circuito mundial”, comentó la deportista en deportes.gov.ar Moreno, quien a sus 31 años busca seguir los pasos de Gustavo Fernández, el mejor argentino en la historia de tenis adaptado.

“Más allá de lo que representa Gustavo Fernández, nuestro gran referente, a los argentinos nos miran en el mundo con mucho respeto, sabiendo que trabajamos mucho y que siempre nos esforzamos al máximo para llegar a lo mejor”, enfatizó la mejor tenista argentina en silla de ruedas.

“Hoy en este deporte los mejores están en Holanda, donde no sólo tienen muy buenos tenistas entre los mejores del mundo, sino que hay una gran escuela y esa buena base los ayuda mucho en el desarrollo; y después está Japón. Nosotros en Argentina estamos en el camino, Ojalá siga habiendo mucha difusión y se sumen chicas a jugar al tenis. Ampliando cada vez más la base vamos a lograr tener una estructura más sólida y seguramente podremos tener mejores quipos”, analizó Moreno. Por último, remarcó: “En el momento más duro de la cuarentena entrené como podía desde casa, con mi preparador físico fuimos usando el ingenio y renovando la rutina para que la vuelta no sea tan dura. Hace dos meses comenzamos a entrenar, fuimos de menor a mayor, de a poco comenzamos pegándole a la pelota, fuimos siendo más exigentes cada día y ahora por suerte siento que estoy volviendo al ritmo que tenía antes de la pandemia”.