En sus últimas horas en Jerusalén el presidente Alberto Fernández compartió con el primer ministro de Israel Benjamin Netanyahu una exposición pública en la que destacó el deseo argentino de saber la verdad sobre el atentado contra la AMIA. Señaló que en nuestro país “la comunidad israelí es muy importante. Hay familias judías que crecieron en Argentina y los amamos por lo que son, argentinos”.

Por su parte el ministro israelí agradeció el gesto recordando que la familia de su esposa emigró a la Argentina donde encontró refugio. “Valoramos como la Argentina ha dado lugar a los judíos”, sostuvo Netanyahu. Previo a esta declaración Fernández mantuvo una reunión con el Presidente israelí, Reuben Rivlin.