La Justicia porteña dejó este miércoles sin efecto la medida cautelar presentada por los legisladores Miriam Bregman y Patricio del Corro, que había frenado el último aumento del subte, lo que significa que el precio de un viaje pasará de los $7,50 actuales a 12,50 pesos.

Desde la Legislatura porteña varios diputados opositores están planteando la necesidad de una intervención del Poder Ejecutivo para aliviar el peso de un aumento del 60% en la tarifa. El legislador Marcelo Depierro, consultado por CP, afirmó que el fallo judicial “era algo previsible, lo que me parece es que hace falta mayor sensibilidad del gobierno porteño entendiendo que la situación económica no está bien. El subte no es un cine o restaurante, es una movilidad necesaria en el diario vivir. En el medio de un proceso de licitación, como está el subte, se podrían buscar alternativas para que este impacto tarifario no sea tan fuerte”.

Desde el oficialismo recuerdan que el subsidio, que la ciudad paga para sostener la tarifa actual, es muy alto. Hablan de una tarifa técnica ubicada en $26, aunque no ha sido fielmente demostrado el componente de ese costo. El legislador Gabriel Solano, del Frente de Izquierda, comentó que esa tarifa técnica está inflada y no se puede tomar como referencia.