El Banco Central comenzará este lunes a subastar hasta u$s 60 millones diarios en el mercado mayorista de cambios. Se trata de divisas que provienen del reciente desembolso, por más de u$s 9.600 millones efectuado por el FMI, que será utilizado para buscar controlar la volatilidad en el precio del dólar.

Una movida con fuerte contenido electoral que fortalece un interminable endeudamiento del país que se transfiere a los principales jugadores de la timba financiera nacional.