Lo hizo a través de su titular, Guillermo Maya, ratificando la independencia del bloque Suma + en la legislatura porteña y la estratégica alianza con Martín Lousteau.

El titular de la UCR Capital, Guillermo de Maya, colocó al centenario partido por fuera de las políticas que timonea Horacio Rodriguez Larreta para la ciudad. “No puede ser que pensemos en Buenos Aires como hace doscientos años, debemos pensar en una metrópolis que incluya a nuestros compatriotas del conurbano. No podemos permitirnos debatir si un Bonaerense puede atenderse en un hospital de la ciudad o inscribirse en un colegio.” Maya se expresó así ante sus correligionarios del comité Sergio Karakachoff y encolumnó a los legisladores porteños del bloque Suma + en esta posición, destacando a Leandro Halperin (asumió la semana pasada ocupando la banca de la fallecida Débora Pérez Volpin), Juan Nosiglia (a quien definió como un pura sangre), Patricia Vischi y Marcelo Guouman. Por detrás de la crítica al jefe de gobierno se observa la lucha por un mejor posicionamiento, de cara a las elecciones del año próximo, del radicalismo porteño que aún se mantiene fuera de la Alianza Cambiemos. La sociedad con el flamante afiliado radical, Martin Lousteau, se mantiene pese a las zozobras que existen y dan cuenta de posibles nuevos horizontes que propone el ex Ministro de Economía de Cristina Fernández para evitar el cruce en internas que, ahora, propone Larreta. En su mensaje Maya puso énfasis en las diferencias que mantiene el radicalismo con Larreta: “No tenemos nada en contra con que Buenos Aires sea la ciudad más linda del mundo, pero creo inmoral priorizar poner una vuelta al mundo en Puerto Madero mientras haya una necesidad y una urgencia en un hospital, falte una vacante en una escuela o falte trabajo, seguridad, salud y justicia”. “Me indigna que la ciudad este toda cortada, toda trabada. Las obras son nobles y necesarias, pero hacerlas todas juntas para inaugurarlas cuando haya elecciones me huele a querer comprar el voto de los porteños”.