Cristina Fernández mostró una vez más su capacidad de liderazgo político este viernes en un acto en La Plata que organizó el gobernador Axel Kicillof. Junto al presidente Alberto Fernández dio definiciones tajantes sobre lineamientos y objetivos para el año que empieza. “Creo que los dos desafíos más grandes que vamos a tener en este año que empieza, además de un formidable plan de vacunación, es repensar todo el sistema de salud en la República Argentina”, señaló la vicepresidenta para después resaltar que es necesario asumir con coraje la acción política. “Les digo a todos y a todas: todos aquellos que tengan miedo, o que no se animan, por favor, hay otras ocupaciones además de ser ministros, ministras, legisladores, legisladoras. Vayan a buscar otro laburo”.

Cistina resaltó que «el Lawfare también busca meter miedo a los funcionarios actuales a la hora de decidir», agregando también “que nadie se engañe: el famoso lawfare no es solamente para estigmatizar a los dirigentes populares”.

También señaló que es necesario poner mucho esfuerzo para que los precios de los alimentos, los salarios, las tarifas vuelvan a alinearse en un círculo virtuoso que permita aumentar la demanda y la actividad económica.

Por su parte el Presidente Albero Fernández, que fue el encargado de cerrar el acto, destacó la importancia de mantener la unidad del espacio político que gobierna. Resaltó que a pesar de los terribles desafíos de la pandemia y el desastre dejado por Macri el oficialismo sigue firmemente unido. “Estar separados le permitió a unos pícaros llegar al gobierno, y lo imperdonable fue que esos pícaros le hicieron mucho daño a la gente».