En sesión especial la Cámara de Diputados aprobó, en una sesión que se extendió por casi 21 horas, el proyecto que eleva el mínimo no imponible afectando solo a los trabajadores que cobren hasta 150 mil pesos brutos. La ley eximirá de ese tributo a más de un millón de trabajadores y permitirá mejorar el poder de compra de asalariados y jubilados.

La iniciativa que se giró al Senado se aprobó general por 241 votos que fueron aportados por el Frente de Todos, Juntos por el Cambio y los interbloques Federal, Unidad para el Desarrollo, Acción Federal, Frente de Izquierda y el Movimiento Popular Neuquino.

Se abstuvieron tres diputados de Juntos por el Cambio: Luciano Laspina (PRO), Facundo Súarez Lastra (UCR) y Mónica Frade (Coalición Cívica).

En la actualidad deben aportar quienes superan los 74.810 pesos, por lo que se estima que la sanción de esta modificación beneficiará a 1,3 millones de personas. El proyecto prevé que será retroactivo a principio de año y excluye de la obligación al pago del aguinaldo cuando se trate de salarios de hasta 150.000 pesos brutos y a jubilados que perciban hasta ocho haberes mínimos, y la deducción por concubino.