La ex presidenta Cristina Fernández mostró su indignación, a través de una serie de mensajes publicados en su cuenta de twitter,  por la no presentación del fiscal Carlos Stornelli al llamado de la justicia en la causa que lleva adelante el juez Alejo Ramos Padilla que investiga una denuncia por extorsión. Este jueves la Corte Suprema desestimó un recurso de Cristina Fernández de Kirchner contra el procesamiento con prisión preventiva en la causa por el Memorandum con Irán. 

La senadora denuncia persecución política a opositores y compara la situación con los años de dictadura militar en nuestro país. “Acabo de bajar del avión y abrí mi computadora para ver las noticias. Leo en Tiempo Argentino que el fiscal de la causa de las fotocopias de los cuadernos, Carlos Stornelli, faltó -textual- a la declaración indagatoria a la que había sido citado para hoy”, comenta en su primer tuit, para continuar señalando que, “sólo durante las dictaduras se expuso tan claramente un sistema donde los opositores al régimen no tienen ni derechos ni garantías constitucionales y los oficialistas toda la impunidad política, judicial y mediática. Sin embargo, se pidió mi desafuero, mis domicilios fueron allanados y cuadros y objetos personales secuestrados. Siempre recusé a Bonadío y siempre me presenté en absolutamente todas las causas -sin fueros primero y con ellos después-, pese a no ser judiciables algunas -dólar futuro y memorándum- y carecer de pruebas en mi contra las otras”.

La ex presidente continuó esta serie de mensajes en la red social recordando que: “Ya van 15 indagatorias. 12 pedidas por Bonadío y 10 por Stornelli. Y algo inédito en la historia judicial argentina: la última vez, el día del cumpleaños de Néstor, me citaron a 8 indagatorias en un día. Un verdadero dúo dinámico… pero no son ni Batman ni Robin. Desde 1989 fui 2 veces diputada provincial, 5 veces legisladora nacional y 2 veces presidenta de los argentinos electa por el voto popular. En 2016, por primera vez en mi vida, fui citada a declaración indagatoria”. Finalmente destaca que pese a las pruebas contundentes que existen contra Stornelli, el fiscal puede no presentarse al llamado de la justicia en declaración indagatoria ni entregar su celular. “Sí, el fiscal que fue fotografiado, filmado, grabado y whatsapeado con D’Alessio extorsionando a empresarios en la causa de las fotocopias, no se presentó a prestar declaración indagatoria en la que se investigan dichas maniobras de extorsión. Tampoco entregó su teléfono”.