La Legislatura porteña aprobó en primera lectura este jueves modificaciones al Código Urbanístico y el Código de Edificación de la Ciudad. Entre los principales aspectos de estas modificaciones se encuentra la posibilidad de establecer alturas máximas de construcción, de forma tal que a partir de estos cambios en el 70% de la Ciudad se podrán construir edificios de menos de cinco pisos y el máximo permitido serán 38 metros, es decir, 12 pisos.

De acuerdo al proyecto que impulsa el gobierno que conduce Rodríguez Larreta, se busca promover una ciudad policéntrica. La iniciativa fue aprobada solo con los votos del bloque oficialista (34 votos). Ahora, vendrá la audiencia pública y la sanción definitiva.

Algunas definiciones de los legisladores sobre los cambios que se buscan implementar.

Francisco Quintana (Vamos Juntos): “Ya no habrá grandes lugares de concentración en la Ciudad, sino subcentros barriales”

Natalia Fidel (Vamos Juntos) “Hoy, después de más de 40 años, estamos poniendo sobre la mesa el debate sobre el Código Urbanístico y el Código de Edificación. Necesitamos planificar y orientar la Ciudad de cara al futuro”.

Inés Gorbea (Evolución) “Aspiramos a una ciudad integrada, que sea capaz de evitar que los distintos estratos sociales estén confinados a zonas bien diferenciadas. Ansiamos a que la mixtura social sea una característica de los barrios, de las cuadras y hasta de los mismos edificios”

Javier Andrade (Unidad Ciudadana) “En el código urbanístico no hay ninguna herramienta que sirva para romper la brecha de desigualdad entre el norte y sur de la ciudad. Es un Còdigo sin derechos”

Cristina García (Vamos Juntos) «Hoy en nuestra ciudad lo que hay son usos exclusivos. En cambio, con la mixtura de usos se trata de que la vivienda, el trabajo, la salud, la educación y el esparcimiento se puedan dar en el mismo barrio»

Paula Penaca (Unidad Ciudadana) “El código que quiere implementar incluye más escuelas?, más plazas? más hospitales?, más subtes?, más cloacas, agua, luz y gas? No, nada. Solo más ladrillos apilados para construir torres y promoción de oficinas. Si el Estado no planifica, el mercado no nos lleva necesariamente a buen puerto. Ya deberían haber aprendido eso después de todos estos años que llevan gestionando la Ciudad, más los 3 años de Macri en Nación”.