En abril de 2020, el estimador mensual de actividad económica (EMAE) registró una caída histórica de 26,4% respecto al mismo mes de 2019. Así lo informó este lunes el INDEC destacando que el indicador desestacionalizado observó una caída de 17,5% respecto al mes anterior, mientras que el indicador tendencia-ciclo disminuyó en 0,3%.

El derrumbe de abril llegó a superar los observados en diciembre de 2001 y enero de 2002, en medio del estallido de la convertibilidad, ya que hubo varios rubros que tuvieron escaso o nulo nivel de actividad durante el mes en cuestión.