Vecinos del Barrio Padre Mugica de Retiro están desde hace varios días sin agua. La falta del vital elemento se produce en momentos en que se detectaron 15 casos de coronavirus, lo que ha generado máxima preocupación en las familias. La legisladora Ofelia Fernández (Frente de Todos) asignó responsabilidad al gobierno de la Ciudad ya que los principales afectados son aquellos que están en las viviendas recientemente construidas.

Camiones hidrantes de la empresa estatal Aysa abastecen a los vecinos, pero esto genera aglomeraciones no convenientes en estos momentos. La situación es dramática por la necesidad que representa la higiene permanente para combatir el virus. La mayoría de las manzanas afectadas sigue con los tanques vacíos y por las canillas no salen más que algunas gotas de agua sucia.