Por estas horas las autoridades sanitarias de Nación y Ciudad están analizando dar marcha atrás con la flexibilización del aislamiento que comenzó esta semana con apertura de comercios y salidas recreativas para el próximo fin de semana. Lo cierto es que el ámbito metropolitano ha recuperado buena parte de su escenografía habitual.

Los aislamientos quedan más a conciencia personal que como una obligación impuesta. Sin embargo, las últimas cifras, con 23 muertes en las últimas 24 horas, y los niveles de contagios que se aceleraron rápidamente en la Ciudad de Buenos Aires, han encendido alarmas. El Ministro de Salud, Gines González García adelantó este jueves que estaba en análisis frenar la apertura comercial dispuesta por el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta. En términos similares se manifestó el vicejefe de gobierno Diego Santilli. Algo parecido podría ocurrir en el cordón bonaerense.

Para este viernes está prevista una reunión de Santiago Cafiero con intendentes del conurbano en Desarrollo Social para evaluar el impacto de la pandemia en los barrios de emergencia del AMBA de y los efectos la flexibilización de la cuarentena en Capital Federal.