En la sesión ordinaria de este jueves la Legislatura porteña autorizó las modificaciones en parte del predio ubicado en Núñez donde funcionó el Tiro Federal para convertirlo en el Parque de la Innovación. La intención, manifestada por los legisladores oficialistas sobre esta propuesta, es transformar ese sector en un centro urbano de ciencia y tecnología, concesionando fracciones de ese terreno a organismos, universidades y empresas.

Desde la oposición el diputado Mariano Recalde se opuso manifestando que se trata de «un nuevo caso de ventas de tierras públicas para llevar adelante negocios inmobiliarios”, definiendo que esta es “una política de estado que ha generado que la Ciudad se haya desprendido el equivalente a 140 hectáreas, que se han privatizado a través de distintos mecanismos».

La Universidad Nacional de Buenos Aires tendrá un permiso de uso gratuito centenario, para la localización de seis centros de investigación dentro del Parque; algo similar tendrá la Universidad Tecnológica Nacional. El proyecto fue acompañado por 43 de los 55 legisladores presentes, se abstuvieron 11 pertenecientes a Unidad Ciudadana y Bloque Peronista, en tanto que los 4 de los distintos bloques de la izquierda expresaron su negativa.

También, y como correlato de lo anterior, se aprobó la creación de un “Ente Público No Estatal para la gestión del Parque de la Innovación”, aunque en este caso con 41 votos a favor y 17 en contra.