En su breve discurso leído en la asamblea de presidentes reunidos en la Cumbre de las Américas, Mauricio Macri volvió a descargar calificativos contra el gobierno de Venezuela, anticipando que desconocerá cualquier proceso electoral en ese país y expresó,“la preocupación por Venezuela y los millones de venezolanos que debieron dejar su tierra.”

El presidente argentino, que no hizo ningún comentario en relación a la tensión que el mundo vive por estas horas tras el bombardeo de Estados Unidos a Siria, insistió con atacar al gobierno de Nicolás maduro señalando que “el caso de Venezuela es un proceso de corrupción descontrolado con presos políticos” y pidió a su gobierno lo reconozca. Dejando en claro su alineamiento con Estados Unidos condenó el uso de armas químicas tomando como referencia lo ocurrido en los últimos días en Siria. Sobre el tema central de la Vlll Cumbre de la Américas relacionada a la corrupción Macri señaló que su gobierno la está combatiendo, destacando, “hemos incrementado los recursos de nuestra oficina anticorrupción”, advirtiendo que “son muchos los que todavía apuestan por la impunidad”.