El municipio de Vicente López dio marcha atrás con la desvinculación de 32 trabajadores cuyos contratos habían vencido el martes último. La Secretaría de Derechos Humanos de la comuna que conduce Jorge Macri anunció que sus acuerdos con estos empleados fueron renovados por 60 días más. La situación había generado la lógica angustia en los afectados directos, y la preocupación de sectores gremiales y políticos del distrito quienes, rápidamente, iniciaron gestiones con las autoridades macristas para revertir la situación, algo que finalmente sucedió.