El gobierno logró la aprobación en el Senado del proyecto de ley que libera el precio del papel para diarios gracias al apoyo del interbloque peronista Argentina Federal, menos dos de sus integrantes, los pampeanos Daniel Lovera y Norma Durango más los chubutenses Mario Pais y Alfredo Luenzo, y la catamarqueña Inés Blas que se abstuvieron.

Se trata de una propuesta que deroga ocho artículos de la Ley 26.736, sancionada en 2011, que declaró de interés público la producción, comercialización y distribución de este insumo. La inciativa de la propuesta surgió del diputado Diego Bossio y fue enfáticamente rechazada por el bloque del Frente para la Victoria, también por la representante de San Luis María Eugenia Catalfamo; la misionera Magdalena Solari Quintana; el porteño Fernando “Pino” Solanas; la rionegrina Magdalena Odarda; y el salteño Juan Carlos Romero. La iniciativa recibió 45 votos a favor, 16 en contra y tres abstenciones. La senadora Cristina Fernández se opuso señalando que la ley devela “dónde está el poder en Argentina; un poder que se conecta con todas estas bancas de diferente manera pidiendo que acompañen la ley”, resaltando que es “contraproducente para los intereses de todos los medios de comunicación pequeños de Argentina”. El senador Romero, por su parte, resaltó que “este proyecto viene a resolver el tema de Papel Prensa, una sociedad anónima, no del papel para la prensa”.