El Banco Central emitió un comunicado señalando los lineamientos de su política para lo que definió un tiempo de “emergencia económica y social» heredada del gobierno de Mauricio Macri. Bajo este contexto señala que “necesario asistir excepcionalmente al Tesoro tanto en la eventualidad de pagos de deuda al exterior como, de ser estrictamente necesario y bajo límites prudentes que respeten el equilibrio en el mercado monetario, financiamientos en moneda local». También destacó que mantendrá las tasas de interés positivas para fomentar el ahorro y realizará una política cambiaria de «flotación administrada» para evitar fluctuaciones pronunciadas.