A tres años de prisión en suspenso más siete años de inhabilitación para ejercer su profesión, fue condenado el endoscopista Diego Bialolenkier en el juicio por la muerte de la periodista y legisladora Débora Pérez Volpin. El fallo del Tribuna Oral en lo Criminal y Correcional número 8 de Capital Federal, que encabeza el juez Javier Anzóátegui, se conoció este viernes en horas de la noche y dejó absuelta de cargos a la anestesista Nélida Puente. Perez Volpin falleció el 6 de febrero del año pasado en momentos en que se sometía a una endoscopía en el Sanatorio de La Trinidad. El abogado de su familia, Diego Pirota, que había solicitado cuatro años y cinco meses de prisión para el endoscopista y tres años en suspenso para la anestesista, comentó que aceptan el fallo, no presentarán apelaciones y también se sienten satisfechos con el pedido del Tribunal para que se amplíe la investigación para delimitar la responsabilidad del sanatorio.