Después de haber calificado de delincuentes izquierdistas a la fórmula triunfante en las primarias del último domingo el polémico presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, intentó volver sobre sus pasos en las últimas horas afirmando que está dispuesto a dialogar con Alberto Fernández en caso de gobernar Argentina. «Estamos dispuestos (al diálogo). Yo converso hasta con Folha de Sao Paulo y por qué no con el futuro presidente de Argentina; estamos dispuestos, él va a tener que dar una señal. Cuando asumí dije que iba a mantener la democracia, la libertad, abrir el mercado, respetar las religiones y es lo que hago», dijo Bolsonaro en un diálogo con periodistas. En su comentario de días atrás Bolsonaro fue más lejos aun criticando a los argentinos al señalar, “si estos izquierdosos vuelven a la Argentina podremos tener en Río Grande do Sul un nuevo estado de Roraima. No queremos eso, no queremos hermanos argentinos huyendo hacia acá, teniendo en vista que algo malo puede ocurrir si se repite en octubre el resultado de ayer (domingo)”.